Rechazo europeo para extraer de los ahorros de su presupuesto un fondo para ayudar a los agricultores de países pobres

 

Los países de la Unión Europea han rechazado extraer de los ahorros de su presupuesto agrícola un fondo de mil millones de euros para ayudar a los agricultores de
países pobres, por lo que ahora deben buscar otra vía para poder hacer realidad dicha donación.

Aunque los Estados comunitarios apoyan la idea de aumentar los apoyos a la producción agrícola de los países en desarrollo, dentro de la UE no hay el acuerdo
suficiente para que esa ayuda proceda del dinero ahorrado de la Política Agrícola Común (PAC), tal y como propuso Bruselas.

Según ha declarado hoy la secretaria de Estado española de Cooperación Internacional, Soraya Rodríguez, «no ha sido posible encontrar un
consenso» y finalmente los países se inclinan por conceder los mil millones de euros a los agricultores en el tercer mundo «por otras vías».

La Comisión Europea (CE) planteó crear un fondo de mil millones, provenientes del dinero ahorrado de la PAC en 2008 y 2009, con el fin de ayudar a los agricultores de
países en desarrollo, por ejemplo a la compra de semillas o fertilizantes: este año se extraerían 750 millones y el próximo, 250 millones de euros.

En este sentido, Rodríguez ha señalado que las instituciones de la UE buscan sacar ese dinero de otros capítulos del presupuesto comunitario y que esa propuesta se
tratará en el Consejo de ministros de Economía y Finanzas de la UE (Ecofin).

España «apoyó la propuesta de la CE (para transferir ahorros de la PAC) tanto en el Consejo de ministros de Desarrollo como en el de Agricultura y lamentamos que no
haya salido», ha señalado Rodríguez, al término de un Consejo de ministros de Desarrollo de la UE.

La secretaria de Cooperación ha afirmado que «ahora la UE tiene que dar una respuesta satisfactoria» y dar esa ayuda de emergencia, porque se comprometió en
foros internacionales como la ONU o con el anuncio por parte del presidente de la CE, José Manuel Durao Barroso en el Consejo Europeo de junio.

Ante estas dificultades, el fondo de mil millones para ayudar a los agricultores de los países en desarrollo no valdrá para la cosecha 2008-2009 y ahora se trata de que se
haga realidad para la campaña 2009-2010.

Los ministros de Desarrollo de la UE han aprobado hoy un documento de conclusiones en la que reafirman su «preocupación» por la crisis alimentaria mundial e insisten
en su voluntad de ayudar a los países más afectados por sus consecuencias.

Rodríguez ha remarcado que los efectos de la crisis en 2009 «están por venir y es necesario mantener los compromisos para evitar hambrunas y situaciones de
necesidad» en lugar de esperar a tener que recurrir a conferencias de donantes para buscar después soluciones de emergencia.

Según otras fuentes comunitarias, la presidencia francesa de turno de la UE baraja extraer los mil millones o una parte de apartados del presupuesto relacionados con Asuntos
Exteriores o reservas de urgencia; también estudia que en lugar de otorgarse en dos años se concedan en tres.

Otra dificultad que ha dificultado que salga adelante el traspaso de fondos de la PAC a los países pobres ha sido el rechazo en la comisión de Presupuestos del Parlamento
Europeo.

El Consejo de ministros de la UE y la Eurocámara tratarán de encontrar una vía para que se haga efectiva la ayuda en la reunión que celebrarán el
día 21 con el objetivo de consensuar el presupuesto europeo del año que viene.

 

Leggi Anche
Scrivi un commento